El desarrollo de la capacidad de evaluación DCE y la cultura de evaluación

Para hablar del desarrollo de la capacidad de evaluación (DCE) en primer lugar se debe definir el término capacidad, que puede ser entendida como la habilidad o facultad de los individuos y organizaciones o entidades para actuar con eficacia, eficiencia y de forma duradera.

Si hablamos de capacidad en el ámbito de la evaluación, resulta que la capacidad es el capital humano (habilidades, conocimientos, experiencia, etc.) y los recursos financieros o materiales para la práctica de la evaluación que posee una persona o una organización en un momento dado (Haarich 2006). De este planteamiento se puede deducir ya que la capacidad de evaluación está íntimamente ligada a la institucionalización de la evaluación de políticas públicas, pues la idea expresada se refiere claramente a la oferta de evaluación, elemento, como se vio en anteriores entradas, necesario en el proceso de institucionalización. Este concepto está también muy relacionado con la expansión de la cultura de evaluación, entendiendo por esta última, la consideración de la evaluación como algo más que una técnica o herramienta, como una forma de entender la administración y la gestión pública.

Aunque esta primera aproximación al concepto de capacidad de evaluación, no considere la demanda, ni la creación del marco de condiciones necesarias normativas y o de organización, las capacidades de evaluación representan a todos los elementos presentes en el proceso de institucionalización: el lado de la demanda, el de la oferta, las interacciones entre ambos y el contexto (legal, administrativo y educativo, sociedad civil, etc.). La actuación sobre esta capacidad de evaluación con el fin de mejorar la capacidad general existente o crear nuevas capacidades es lo que se llama DCE .

La conciencia de tener que desarrollar intencionadamente la capacidad de evaluación para aumentar la efectividad de las políticas y las actividades correspondientes nació ya en los años 60, aunque el enfoque quedó al principio limitado al ámbito de las políticas de desarrollo. De hecho, hasta hoy día gran parte de los enfoques para el DCE y los estudios más significativos sobre ello provienen de este ámbito (el Banco Mundial, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, grupos de expertos de la OCDE, los bancos regionales de desarrollo, muchas agencias bilaterales y otros fondos específicos cuentan actualmente con publicaciones, programas y hasta departamentos especiales para apoyar el desarrollo de la capacidad de evaluación). Pero no se ha actuado sólo en países en vías de desarrollo, sino que países como Australia, Canadá, Suecia, Sudáfrica, etc. han desarrollado iniciativas en la línea del DCE, como se muestra en varios informes publicados por el Grupo del Banco Mundial (Lahey 2010, Mackay 2004, Mackay 2011, Mark, Pfeiffer 2011).

El DCE no está excesivamente documentado y su práctica como actividad particular separada de la práctica general de evaluación es discutida por ciertos sectores. Lo que está claro es que el DCE está ligado a factores culturales y estructurales de las organizaciones. En este sentido, la cultura de evaluación se refiere a la existencia de

“las condiciones sociales e institucionales que ayudan a crear una comprensión común de qué significan las palabras y acciones relativas a esta actividad, dentro de la que tienen lugar interacciones entre diversos actores que requieren mínimos de negociación y tolerancia en la discusión y la aceptación de criterios de referencia, en cuanto a los juicios que llevarán a valorar las políticas públicas” (Kushner 1998, citado por Instituto Navarro de Administración Pública 2011).

El objetivo general del DCE es la institucionalización efectiva de la evaluación de políticas públicas y con ello la creación y/o mejora de un sistema de evaluación en su conjunto con el fin de mejorar y optimizar el funcionamiento general, la eficacia y el rendimiento de la administración u organización así como de las políticas, programas o proyectos que diseña e implementa (Haarich 2006). En definitiva, puede decirse que los conceptos de cultura de la evaluación y DCE están enfocados al impulso de la voluntad y competencia de las personas y las organizaciones para gestionar y ejecutar evaluaciones más que al fomento del incremento de la utilización de la herramienta de evaluación. A partir de esta idea se pueden definir una serie de objetivos específicos del DCE:

  • La creación o adecuación de las bases legales para la evaluación.
  • La creación de una conciencia o cultura de evaluación.
  • La creación de procesos y estructuras de evaluación.
  • La institucionalización de la función de evaluación en los organismos públicos.
  • La profesionalización de la evaluación.
  • La mejora de los recursos técnicos (recursos financieros y materiales, información).

Es importante subrayar, para finalizar, que el DCE, es mucho más que formación y requiere mejoras complementarias en cuatro direcciones principales. Schiavo-Campo (2005) establece estos cuatro pilares fundamentales para el DCE, que son:

  • La capacidad institucional, es decir, el paso de normas de rendición de cuentas e incentivos poco eficientes a otros más eficientes.
  • La capacidad de organización, es decir, el ajuste y adaptación de la arquitectura organizativa de las instituciones u organismos gubernamentales de evaluación a las nuevas y más eficientes normas de rendición de cuentas e incentivos.
  • La capacidad de uso de las TIC, utilizando la informática para una mejor y más oportuna información sobre los resultados de la evaluación.
  • La capacidad humana, a través de la capacitación en evaluación, pero dirigida hacia el tipo de habilidades que mejor se adapten al contexto institucional y organizacional para poder ser usadas y reforzadas con su uso posterior.

Bibliografía

HAARICH, S.N., 2006. Mejora De Los Sistema De Evaluación. Desarrollo De La Capacidad De Evaluación Respondiendo a La Nueva Demanda De La Polítíca Regional Europea. Bilbao: Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales del País Vasco, Universidad del País Vasco [consultado el 31/05/2016]. Disponible en: http://www.cervantesvirtual.com/obra/mejora-de-los-sistemas-de-evaluacion-desarrollo-de-la-capacidad-de-evaluacion-respondiendo-a-la-nueva-demanda-de-la-politica-regional-europea–0/ ISBN 84- 609- 9949- 1.
Instituto Navarro de Administración Pública., 2011. El Sistema Público De Evaluación En Navarra. Pamplona: Gobierno de Navarra [consultado el 31/05/2016]. Disponible en: http://www.navarra.es/NR/rdonlyres/3244F835-70BF-4A8A-B6BE-C561DD1FDD0F/205994/ElsistemapublicodeevaluacionenNavarra.pdf.
LAHEY, R., 2010. The Canadian M&E System: Lessons Learned from 30 Years of Development. Washington: Independent Evaluation Group. Communications, Learning and Strategy (IEGCS) [consultado el 31/05/2016]. Disponible en: http://siteresources.worldbank.org/INTEVACAPDEV/Resources/ecd_wp_23.pdf ISBN 978-1-60244-163-7.
MACKAY, K., 2011. The Australian Government’s Performance Framework. Washington: World Bank [consultado el 31/05/2016]. Disponible en: http://siteresources.worldbank.org/EXTEVACAPDEV/Resources/ecd_wp_25_australia.pdf ISBN 978-1-60244-170-5.
MACKAY, K., 2004. Two Generations of Performance Evaluation and Management System in Australia. Washington: World Bank [consultado el 31/05/2016]. Disponible en: http://unpan1.un.org/intradoc/groups/public/documents/APCITY/UNPAN022995.pdf.
MARK, K. y PFEIFFER, J.R., 2011. Monitoring and Evaluation in the United States Government: An Overview. Washington: Independent Evaluation Group, The World Bank Group [consultado el 31/05/2016]. Disponible en: http://siteresources.worldbank.org/EXTEVACAPDEV/Resources/ecd_wp_26_US_Gov.pdf ISBN 978-1-60244-198-9.
SCHIAVO-CAMPO, S., 2005. Building Country Capacity for Monitoring and Evaluation in the Public Sector: Selected Lessons of International Experience. Washington: World Bank [consultado el 31/05/2016]. Disponible en: http://ieg.worldbank.org/Data/reports/ecd_wp_13.pdf
danicatala
Si el contenido te ha parecido interesante, por favor, comparte:
0Shares

About the author: danicatala

You must be logged in to post a comment.